Inicio > General > Carta abierta a los policías españoles

Carta abierta a los policías españoles

2012/05/14

Señores Policías Españoles, nacionales y autonómicos:
     Nunca fui un heroico luchador antifranquista, pero sí que estuve en la calle, corriendo delante o al sesgo de sus antepasados, los llamados grises, imageescondiéndome en portales, pasando el miedo que todo el mundo pasa en estas coyunturas. No puedo olvidar aquella mañana de 1975, por Tirso de Molina, cuando un chico barbudo y con trenca gritó «¡Libertad!» (solo eso: libertad) y un número de largo capote desenfundó la pistola y no hubo sangre porque dos compañeros lo sujetaron. Tengo el grito y las imágenes grabadas en la memoria, donde supongo que estarán hasta que yo deje de estar.
     Luego, ya sin Franco (y sin Arias Navarro), ustedes empezaron a cambiar de uniforme a cada rato y yo emprendí mi rigurosa reeducación. Dejé de cruzar de acera para no pasar delante de las comisarías. Fui controlando los subidones de adrenalina que se me producían al verles a ustedes cerca. Me pronuncié discursos en que me razonaba la necesidad de su presencia en la sociedad, lo bueno incluso de su tarea a mi servicio. Y, créanme ustedes, me convencí. Dejé de tenerles miedo, dejé de tenerles asco, dejé de encajarme el carné de identidad en la boca para hablar con ustedes. ¡Llegué incluso a hablar con ustedes, figúrense! A ver quién era el guapo que hablaba con un gris.
     Lo que los he visto hacer en los últimos tiempos ha provocado que mi reeducación se haya desmoronado como el consabido castillo de naipes. Comprendo que tienen ustedes que obedecer. Es su carrera, se han preparado para eso, es el pan de sus hijos. Son órdenes. Pero, desgraciadamente, hay demasiados testimonios grabados e incontestables de su entusiasmo en el cumplimiento del deber. No parece que estén ustedes cumpliendo órdenes, así, a secas; parece que están disfrutando de los porrazos que asestan, de la violencia con que humillan, del placer supremo de darle un buen tortazo a una jovencita que debería estar en su casa ayudando a su madre a limpiar de gorgojos las lentejas. Hay un vídeo en que uno de ustedes sujeta contra la pared a una chica y —perdónenme que se lo diga así, tan claramente— se le notan las ganas de violarla allí mismo.
     No hace falta. Miren que no les estoy sugiriendo, ni por asomo, que se rebelen ustedes. Ya sé que no podrían aunque quisieran. Pero, queridos funcionarios, queridos empleados de las Administraciones: no hace falta darles tanto gusto a los jefes que los arengan en el odio, contándoles las mismas mentiras sobre el «enemigo» que los caudillos llevan siglos contándoles a sus hordas. No hace falta que se dejen emponzoñar por la propaganda a que, supongo, están sometidos veinticuatro horas al día. Bastaría que cumpliesen con su deber, eficazmente, utilizando con moderación y buena técnica los medios que los hacen superiores en fuerza a los manifestantes o sedentes. No hace falta que les den espectáculo a los que mandan.
     Que, además, no tendrán el poder para siempre.
     En serio. No lo digo desde el odio que gasté contra ustedes hace ya tantísimos años. Lo digo porque, de veras, lo que me gustaría es que pudiéramos arrojarles flores y colgar guirnaldas en las comisarías y tenerlos de amigos en Facebook, de followings y followers en Twitter. En serio. Sean de los nuestros. Péguennos sin tanto odio, sin tanto abuso.
     Por favor. Es por el bien de todos.

Anuncios
  1. 2012/05/17 en 16:27

    que cuestión tan complicada con respecto a los policías…

  2. 2012/05/16 en 00:54

    Por su interés humano y para su mayor divulgación voy a publicarlo en mi blog el día 17-5.

    🙂 Muchas gracias.

  3. Lola
    2012/05/15 en 09:39

    Pancarta del 15-M: “Colaboración con la policía: pégate tú mismo”

    • 2012/05/15 en 10:19

      Sí, bueno, pero se nota el truco: uno mismo se arrea más bien blandito.

  4. Liu
    2012/05/14 en 22:31

    A El País le interesa vender periódicos, y la amenaza del corralito vende. Desde el momento, creo yo, en que un periódico en lugar de publicar noticias, hechos acaecidos, se dedica a predecir el futuro estamos en la página de los horóscopos y no de la información. No sé, yo creo que los países tienen que plantarse y hacer como hizo Argentina tiempo ha, que le dijo al FMI “tus medidas te las metes por el orto” ;-), y empezaron a levantar cabeza.

  5. Ibirico
    2012/05/14 en 21:18

    Pues eso, mi paisano Ramón tán acertado en sus comentarios y escritos!!!

  6. 2012/05/14 en 20:28

    Dice Krugman que el “corralito” ya está aquí. Si ocurriese (y todo apunta a que el barco se hunde), qué bien que se lo van a pasar las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado.

    Un saludo.

    • 2012/05/14 en 20:31

      Bueno, menos mal que los saludos son gratis, Eugenio. Un abrazo, también gratis y sin corral.

  1. 2012/05/14 en 21:33
Los comentarios están cerrados.
A %d blogueros les gusta esto: