Inicio > General > Cristo al horno o a la sartén o qué más da

Cristo al horno o a la sartén o qué más da

2010/05/21

Al principio, a última hora de la tarde de ayer, pensé que sería un bulo; pero no, no, no es un bulo: el Centro de Estudios Jurídicos Tomás Moro (seguramente un criadero de ideas e iniciativas del la riquísima y casi todopoderosa Internacional Neoconservadora, que por estos pagos funciona en connivencia con la Iglesia católica) (aunque en USA prefieren a los evangelistas) ha presentado querella contra el cantautor Javier Krahe por un vídeo estúpido en que se hace como que se enseña a cocinar un cristo de escayola recién desclavado de su cruz de escayola. Así describe el caso, en términos más objetivos que los míos, la verdad.es: «El cantautor Javier Krahe será juzgado por un delito continuado contra los sentimientos religiosos realizado presuntamente a través de un vídeo creado en 1978 y emitido en 2004 por Canal Plus, en el que se explicaba “cómo cocinar un Cristo para dos personas”. El juzgado de instrucción número 3 de Colmenar Viejo (Madrid) ha acordado la apertura del juicio contra Krahe y la productora del programa Lo + Plus, Montserrat Fernández Villa, a la vez que ha solicitado para cada uno de ellos una multa de 14.400 euros. La magistrada Alicia Barba de la Torres ha dispuesto también que se pida una fianza de 192.000 euros a Krahe para asegurar las responsabilidades que pudieran imponerle, así como de 144.000 euros a Fernández Villa. La querella ha partido del Centro de Estudios Jurídicos Tomás Moro, por entender que el vídeo era constitutivo de un delito contra los sentimientos religiosos recogido en el artículo 525 del Código Penal.»

El vídeo, por el momento, sigue aquí (ahora mismo), pero dense prisa, porque ayer había varios enlaces activos, y hoy, que yo haya  visto, solo queda uno.

El artículo 525 del Código penal reza (nunca mejor dicho): «1. Incurrirán en la pena de multa de ocho a doce meses los que, para ofender los sentimientos de los miembros de una confesión religiosa, hagan públicamente, de palabra, por escrito o mediante cualquier tipo de documento, escarnio de sus dogmas, creencias, ritos o ceremonias, o vejen, también públicamente, a quienes los profesan o practican. 2. En las mismas penas incurrirán los que hagan públicamente escarnio, de palabra o por escrito, de quienes no profesan religión o creencia alguna.» Viva la Madre Superiora, como pueden ustedes ver: si se aplicara al pie de la letra, habría que meter en la cárcel a una buena cantidad de creadores artísticos y literarios españoles (y extranjeros, si se les ocurre pasarse por este Reyno). La redacción, además, se me antoja muy poco jurídica: ¿qué es eso de «los que para ofender»? ¿Quién valora la intención?

Una hartá de disparates. A mí, la verdad, el vídeo me parece una chorrada, una gamberrada tonta de las que buscan la risotada entre amiguetes subidos al alcohol, y no entiendo a santo de qué llegaron a emitirse algunos de sus fragmentos en Canal +. El verdadero escándalo está en que semejante simpleza sea objeto de querella judicial.

[Pero, ojo, la consigna es clara y rotunda desde hace unos años. Acaba de recordárnosla el tal Aznar en su conferencia «¿Por qué debemos considerarnos cristianos?», en la que viene a defender el rango superior de las normas religiosas sobre las civiles y a negar que el gobierno esté autorizado a legislar en contra del Código canónico o, ya puestos, de los Diez Mandamientos. (Por cierto que esto de los Diez Mandamientos como ley que se basta y se sobra para regular las sociedades occidentales —todas de raíz cristiana, claro— se está extendiendo a golpe de consigna. Hace unos días lo proclamó la Beata Sarah Palin en unas declaraciones recogidas por todos los medios usaínos.)]

Volviendo a Krahe: no creo que la sangre llegue a ningún río, ni siquiera al Jordán, pero me choca la tibia reacción de la prensa y de las redes sociales ante este ataque desaforado y fanático contra su persona.

Anuncios
  1. rafael monreal
    2010/05/23 en 12:23

    Vienen tiempos difíciles en este tema. Ganaremos y perderemos batallas. Ojalá que cuando pase (no sabemos todavía cuando) el balance final no nos retrotraiga varias décadas o siglos al pasado.
    Las religiones, lo sabíamos ya, nunca han estado en paz. No han firmado ninguna tregua. La llegada del extremismo religioso de cualquiera de las dos grandes religiones monoteístas no podía engendrar, entre otras consecuencias, sino la subida del extremismo en la otra religión. Y con esta crisis del capitalismo, en la que ese bienestar tan bienhechor y tan endormecedor de los miedos e inseguridades que tanto han hecho históricamente en favor de las religiones, se está yendo al garete, nos auguran tiempos en los que tendremos mucho que batallar. Las ideas deben prevalecer. Serán tiempos en los que las palabras de Hans Küng cobrarán una gran importancia.

    Saludos.

  2. 2010/05/22 en 08:08

    Desgraciadamente, no manejamos la insondable cantidad de fondos que manejan ellos, pero sí: habría que poner en marcha una campaña de denuncias sistemáticas. En el caso contra Krahe, supongo que un buen abogado encontraria el modo de empapelar a la jueza por prevaricación. En el caso de los borbones, habría que llevarlos ante los jueces cada vez que consagran una infanta a la Virgen de Atocha, por ejemplo, o cada vez que van en pelotón a misa. (Tambien cabría denunciar a los futbolistas que se santiguan al saltar al campo, pero esto último ya entra en el ámbito de la superstición, y, coño, no vamos a prohibir la superstición, ¿verdad?) Por supuesto que no quiero prohibir nada, ni siquiera el canibalismo sacramental, pero sí considero perseguible cualquier agresión a la ley civil por parte de la religiosa.

  3. José Luis Moreno-Ruiz
    2010/05/22 en 01:11

    Efectivamente, ¿qué hace ese artículo en el Código penal?
    Pero, ¿por qué no aprovecharlo, y así presentar querella contra el tal Aznar, en tanto que ateos ofendidos -y ciudadanos contribuyentes, no se olvide- por la agresividad inquisitorial, valga la redundancia, de su propuesta acerca del imperio de las leyes (?) religiosas sobre las civiles?
    Me sumaría con mucho gusto a dicha querella.
    JL

  4. Ramón
    2010/05/21 en 20:19

    El asunto, siendo banal en su fondo, es grave, claro que lo es… sigo sin saber que hace ese artículo aun en nuestro Código Penal, uno de los menos retrógrados todo hay que decirlo del mundo “chivilizado”… obsérvese que al parecer también se protege a los sentimientos de los ateos… claro que no se refiere a multar a toda la familia real por pasarnos todos sus jodidos bautizos por la jeta ni sus bodas cristianas ni todas las higas católicas de Doña Sofea (sic?), no eso no entra dentro de lo que es ofender, aunque se hagan a través de entidades públicas de un Estado tildadito de aconfesional o laico para lo que le interesa nada más…

    Pero más grave aun me parece esta otra noticia que publica hoy la prensa con los muy cenutrios de la I.G.L.E.S.I.A metiendo de nuevo sus pringosas pezuñas levantahostias en los temas que les quedan a años luz de su inteligencia catecumenal (de hecho apenas habrá curas que sepan qué porras sea un “año lus” seguro que les recuerda cualquiera de esas iluminaciones suyas de ciencia infusa con las que llevan mareando la ignorancia supina y general del mono de cerebro quieto y aborregado que conforma chusma)… de nuevo ese Presidente de la Guait Jaus restringiendo este tipo de aberraciones como de “Los niños de Brasil”, aquella estúpida película, y el progreso cierto en manos todavía (y lo que te rondaré morena) de esta corte de lamecristos agilipollaos impidiendo el más efectivo avance de la medicina… como si no fuera flipante el anuncio, seguro que exagerado, de que se está a las puertas de crear una nueva vida y ojalá que así fuera dado el estado no pocas veces deprimente de la existente.

    Peticiones así al tun tun:

    Quiero dejar de necesitar comer y cagar. En la nueva vida quiero que sea al gusto, con alguna otra forma de combustión energética a través del mismo oxígeno o qués e yo

    Que el amor no entre como un elefante en la cacharrería sino que tenga que pedir permiso para ver si estamos con ganas o no.

    Que los mocos dejen de ser comestibles para evitar escenas asquerosas en los semáforos.

    Que puedan crearse curas biónicos que les gusten los dulces en vez de los niños

    De momento ya está, déjenme pensar un rato más que mis células son harto antiguas y ya no dan pa más (nunca lo dieron en realidad)… ahora sí que sí, REVOLUSIOM CELULAL O MUELTE, mi comandante.

  1. No trackbacks yet.
Los comentarios están cerrados.
A %d blogueros les gusta esto: