Inicio > General > Garzón y Saramago

Garzón y Saramago

2010/02/14

Vamos a ver: a mí el juez Garzón ni siquiera me cae especialmente bien; reconozco su contribución a un concepto naciente y pujante e imprescindible de la justicia internacional, situada por encima de las normas nacionales, pero no me gustan mucho sus actitudes. Da igual, sin embargo: para cualquier español a quien aún le queden dos dedos de decencia en el depósito tiene que ser bochornoso que se juzgue a un juez por la denuncia de un grupo fascista y, en cambio, se tolere a otro que le perdone todo a un amigo político clamorosamente ladrón y corrupto. Por ejemplo.

Saramago lo dice aquí mejor que yo, y con más apasionamiento.

Anuncios
  1. Lo he pensado
    2010/04/21 en 00:03

    Es tan sesgada la afirmación, como irrelevante el denunciante. ¿Quieren Uds. que los delitos los enjuicien en función de quien los denuncia?

  2. hector
    2010/02/22 en 21:18

    Gustavo Bueno cree que Garzón tiene el síndrome de Jesucristo, esto es, que sentado en Su sitial de la AN está allí instalado para Juzgar a vivos y muertos. No me extrañaría nada, pero si yo pretendiera hacerme pasar por Jesucristo haría algo por engrosarme la voz; no sé, beber cazalla o algo así. Porque esa voz de pito que tiene no le pega nada con el papel…
    En serio : que bien íbamos, que esfuerzo hicimos hace décadas unos y otros por olvidar un pasado del que ninguno podía estar orgulloso y cómo se esta j…. todo a toda velocidad… por nada, por puro politiqueo.¿será verdad que no tenemos arreglo?

  3. FUNCI
    2010/02/17 en 17:57

    Pero, ¿se puede hacer algo? Coincido contigo en que Garzón ha querido ser un juez estrella, y así le ha ido. Pero es inconcebible que un país que todavía no ha sabido afrontar con dignidad su pasado dé tantas vueltas alrededor de algo tan sencillo de entender desde todas partes. Es imposible ponerse ahora a juzgar a los que tantas infamias cometieron, ni tampoco se trata de que los nombres de los ajusticiados aparezcan en otra placa en las iglesias. Simplemente se trata de dar justa reparación a los millones de personas que perdieron seres queridos, que tuvieron que ir tantos años con la cabeza baja, que nunca pidieron venganza pero sí recuperar los cadáveres de sus padres o abuelos. Eso tiene que hacerlo el Estado en nombre de todos, no un juez.

  4. Superhombre
    2010/02/15 en 11:15

    Ya, otro ensayo desde la ceguera.

    Si lo denuncia uno del otro bando, es mentira. Por definición. Así da gusto.

    Saludos

  5. Luis
    2010/02/14 en 19:51

    Una imagen vale más que mil palabras. Asía fué la fotografía de la macrocacería del juez Garzón con el jefe de la policia judicial y con el ministro de Justicia. esa imágen me hizo ver lo equivocado que estaba respecto a un juez que hasta ese momento tenía idolatrado.
    Era la típica foto que tanto desprecie de la epoca más triste de este pais. Igual que la de las Azores.

  1. No trackbacks yet.
Los comentarios están cerrados.
A %d blogueros les gusta esto: