Inicio > General > Nicholson Baker

Nicholson Baker

2009/12/31

Así, sin escarbar mucho en la memoria, creo que The Anthologist, de Nicholson Baker, es el mejor libro que he leído en 2009. Sobre él escribí lo siguiente a una editora muy principal (tacho su nombre, claro):

«Bello como el ruido que hace la puerta de un Infinity azul pálido al cerrarse en un parquin de gravilla con vistas al mar.» Y cosas así.

He disfrutado considerablemente leyendo The Anthologist, *****, y me habría encantado decirte que me pongo mañana a traducirlo, pero no. Es un libro sobre la lengua inglesa que no puede traducirse a la lengua española.

Al principio pensé que se podrían dejar en inglés los ejemplos, irlos explicando en la traducción, lograr que el lector hispanohablante aceptase el hecho de estar leyendo un texto escrito en y para otra lengua, necesitado no solo de traducción, sino también de explicación. Y, bueno, me estuve aferrando a esa débil posibilidad hasta el capítulo 14, cuando ya queda poquito para el cierre, y Baker se mete a fondo en el tema que apasiona al narrador y dedica nueve páginas de ejemplos poéticos a demostrar que el pentámetro yámbico —el metro predominante en la poesía inglesa— no tiene en realidad cinco beats, como su nombre indica, sino seis, porque hay que contar el descanso al final de cada verso.

Alrededor de las meditaciones poéticas (seis décimas partes del texto) hay una historia muy sencilla, incluso romántica, con toques ambientales muy buenos y con las habituales observaciones insólitas de Baker: su detención en el detalle que los demás obviamos, su enorme talento para hacer que el lenguaje describa lo que nunca antes había descrito, porque nadie lo había captado.

Una pena, de veras. Una pena.

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: